Estamos a las puertas del otoño y es época de cambios. Las hojas de los árboles empiezan a caer, te apuntas al gimnasio y haces dieta para recuperarte de los excesos del verano, así que los kilos de más también caen.
Pero sobretodo caes en la cuenta de que, ¡oh no!, hay que hacer cambio de ropa en el armario porque como decía la serie de televisión, “El fresquete is comming”.
Son muchos los consejos que te podríamos dar sobre cómo reorganizar tu fondo de armario y darle un soplo para renovar el orden y quitar cosas que ya no te pones. Pero como tampoco queremos que te vuelvas loco, te recomendamos algunas cosas para obtener el mismo resultado sin que resulte un quebradero de cabeza.
Consejos para que tu armario te quiera vestir:
1. Si hace más de dos años que no te lo pones o no te viene, deshazte de ello. Las modas a veces vuelven, y tus gustos también cambian.
2. Si tiene bolas o las costuras están giradas, diles adiós. Las gangas molan pero a la larga salen caras y, admítelo, no te lo vas a poner porque esa costura seguirá siendo rebelde.
3. Agrupa las perchas por tipos de prenda, pantalones, camisas, chaquetas y vestidos.
4. Trata de utilizar una prenda por percha, si no tienes espacio hay perchas escalonadas que te permiten poner varias a la vez.
5. Guarda tus accesorios detrás de la puerta. Hay percheros muy útiles para ello.
6. Aprende tácticas para doblar la ropa y optimizar el espacio de tus cajones. El método Marie Kondo es el mejor y en YouTube puedes comprobarlo.
7. Etiqueta las cajas donde guardes cosas concretas, así no perderás tiempo.
8. Usa organizadores colgantes para cosas que abulten mucho como botas y bolsos, de este modo ahorras espacio de almacenamiento.
9. Los organizadores de cajones mantienen tu ropa íntima ordenada.
10. Cuando vayas a guardar la ropa de la estación anterior, las bolsas selladas al vacío se convertirán en tu mejor aliado.
11. La pared de tu armario también puede servirte para colgar joyería, aprovéchalo para crear tu propio escaparate.
12. Cuando te deshagas de la ropa que no te vayas a poner, repártela en montones según destino, como basura, donaciones o trastero.

Hay mucho por descubrir en este tema e Internet es una gran ventana por la que puedes investigar y sacar las ideas que mejor se adapten a tu modo de vida y a la funcionalidad de tu hogar.
Y no te preocupes por los cambios que puedas hacer dentro del armario, como decía Coco Channel, “la moda se pasa de moda, pero el estilo jamás”.

Comparte este contenido con tus amigos y familiaresShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someone